Comillas, historia de una villa modernista

Innovación = Acto de invertir en conocimiento para obtener valor.

Universidad Pontificia

En las últimas décadas del siglo XIX, los cambios sociales y económicos transforman una villa de pescadores, mineros y ganaderos en un privilegiado lugar de descanso estival con modernas infraestructuras y elegantes edificios, además de nuevos modelos productivos al generarse nuevos motores económicos como la Universidad Pontificia.

Este proceso coincide con el tiempo de los dos primeros marqueses de Comillas. El I marqués, Antonio López y López, un indiano comillano, emprendedor y visionario que, con su mecenazgo e iniciativa, comienza esta transformación que continúa su hijo, Claudio López Bru, rodeados, además, de familiares y colaboradores con los que comparten el mismo afán de progreso.

Innovación que se plasma en la modernidad artística y los últimos avances técnicos promovidos por el marqués en la Villa cuando es distinguido por la familia real al convertir Comillas en su lugar de veraneo. De este modo se convierte en la primera localidad española en disponer de luz eléctrica en sus calles, en escenario experimental para una nueva generación de jóvenes artistas, en donde los expertos del momento celebran conferencias y sesiones prácticas sobre las aplicaciones de la electricidad, e, incluso, se convierte en la capital del país el día en que se celebra un Consejo de Ministros presidido por el rey Alfonso XII.

 Perspectiva de La Alameda Central del Parque del Sr. Marqués de Valdecilla. A la derecha, instalación para producir alumbrado eleéctrico (sistema Gramme) en la misma posesión. La Ilustración española y americana XXXIII, Biblioteca Nacional de España.

En la actualidad, el Ayuntamiento de Comillas da un paso más en la línea innovadora de la Villa, iniciando el camino para convertirse en un Territorio Inteligente. Un Territorio que aplica las nuevas tecnologías a la gestión de sus infraestructuras básicas y los servicios al ciudadano.

La tecnología ya está aquí y ha llegado para quedarse. Las ciudades se enfrentan a un dilema: dejar que la tecnología vaya ocupando su espacio en la ciudad sin orden ni concierto, o decidir utilizarla poniéndola desde el primer momento al servicio de un nuevo modelo de desarrollo sostenible.

Comillas confía en la implantación ordenada y sostenible de herramientas tecnológicas para lograr un municipio más eficiente, más seguro, más conectado y más accesible, creando un nuevo modelo de relación entre la ciudad y el ciudadano, abarcando todas las áreas en las que estos desarrollan su actividad diaria.

iComillas Territorio Inteligente, supone un signo de identidad ciudadana nuevo, la oportunidad de disfrutar de un anticipo de la ciudad del futuro y de participar en su construcción, recibiendo los nuevos servicios que ofrece un Territorio Inteligente.